imprimir

Sistema de mínima labranza

• Es una práctica que se utiliza con el objetivo de reducir las pérdidas de suelos, la erosión hídrica y eólica, infiltrar agua,incorporar y mejorar los contenidos de materia orgánica del suelo.

• Mantiene un suelo biológicamente activo, mediante el balance de nutrientes, y evita la aplicación excesivas de fertlizantes.

• Reduce las enfermedades y se incrementan los rendimientos de un 20% hasta un 30%.